¿Pantallas LCD o Pantallas LED?

Todos conocímos los led como aquella luz roja que se quedaba encendida en el televisor o el equipo de música y que lo dejaba apagado pero en standby. Los LED (LIGHT EMITTING DIODE) empezaron a utilizarse para fabricar displays electrónicos para estaciones de ferrocarril o rótulos publicitarios. Primero en rojo monocromo (solo rojo) y luego tricolor (led verde y rojo que combinados daban amarillo).




En un primer momento se trataba de displays electrónicos alfanuméricos (letras y números) en campos claramente definidos. Pero como la tecnología es insaciable, se consiguió sacar un led azul con suficiente potencia, un color que se había resistido hasta el momento. Así empezaron a salir las videopantallas LED combinando leds RGB (RED , GREEN, BLUE) que permitían hacer todos los colores regulando la proporción de intensidad de cada led.



Estas primeras videopantallas tenían una resolución francamete baja, pero que a largas distancias eran ya espectaculares. Con píxeles (puntos LED) que tenían una separación (PITCH) de 20mm entre ellos. Hoy día se habla de P10 (PITCH 10mm), P8, P6, P4, P2,6 y ya han salido las videopantallas para interior que se ven como televisores, eso sí, a precios prohibitivos.


Y muchos se preguntan, entonces como puede ser que yo tenga un televisor LED enorme en casa por menos de 500 euros?


Todos los monitores antiguos eran CRT (Monitor de tubo de rayos catódicos). Eran aquellos televisores profundos y que mejor cambiar el sofá de sitio que mover algunos de esos televisores. Las primeras pantallas planas eran de tecnología de plasma, espectaculares pero con un tiempo de respuesta lenta en el movimiento y con un problema muy grave, el burning (Quemado de la pantalla). Las cadenas de tv tenían el logotipo en la parte superior derecha y cuando apagabas el plasma, el logotipo de la cadena estaba allí. Si veías habitualmente Tele5 y un día cambiabas a TVE1, el logo seguía siendo el de Tele 5. luego el logotipo iba cambiando de esquina. Era para evitar el burning.

Los plasmas duraron relativamente poco y llegó el LCD (Líquid Cristal Display). Un panel de Cristal Líquido que tenía mejores prestaciones que el plasma, que no se quemaba (aunque no se elimina totalmente el Burning) y que se veía gracias a una iluminación interna, mejor dicho una retroiluminación o BACKLIGHT. detrás del panel lcd había una serie de fluorescentes pequeñitos de tecnología CCFL (Cold Cathode Fluorescent Light, Luz fluorescente de catodo frío) que permitían ver con buena calidad a través del panel LCD. El blanco consiste en dejar pasar la luz y el negro aparece cuando el panel LCD no permite el paso de la luz. Un sistema de filtrado de colores da las tonalidades de una imagen o vídeo.

Estos CCFL se fundían al cabo de años, eran lentos y perdían intensidad. Y entonces se pensó en los led como backlight. Al bajar los precios los mismo paneles LCD ahora se iluminarían con tecnología LED. Siempre con LED blanco. Y aquí viene la confusión, cuando hablamos de televisores LED en nuestra tienda de electrodomésticos, nunca los vamos a ver. Sólo veremos el led del standby, aún en la mayoría de casos de color rojo. Todos esos leds que le dan el nombre de televisor LED (monitor LED o pantalla LED) están en realidad detrás del panel LCD de cristal líquido. Por lo tanto siguen siendo televisores LCD, pero con backlight LED.


Además en un principio el backlight iluminaba una especie de plástico mediante una fila de leds en los laterales (EDGE LED), pero posteriormente, con la bajada de precios y el tamaño minúsculo del led con la misma potencia, se terminó creando un auténtico lienzo todo lleno de leds. El control de esa luz blanca por zonas empezó a permitir apagar de forma selectiva zonas del backlight, consiguiendo un negro de fondo real, con un increíble contraste con el blanco.

Así pues, en definitiva, las videopantallas LED, habitualmente de grandes dimensiones, usadas en campos de futbol o en grandes escaparates y con gran potencia de iluminación, son pantallas fabricadas con diodos LED que los vamos a ver directamente si nos acercamos, viendo los puntos RGB ahora ya muy muy pequeños, pero se pueden llegar a distinguir los tres colores RGB. En cambio en un televisor LED, los leds no los veremos nunca porque están detrás del panel LCD y son todos blancos.


El caso es que, incluso en el sector profesional, no existe una nomenclatura establecida y clara para distinguir entre videopantallas LED o pantallas LED (de LCD). Además, decir pantallas LCD parece que nos traslademos a la época de los minifluorescentes CCFL. En cualquier caso espero que este modesto artículo haya permitido hacer un pequeño repaso histórico de los displays y pantallas LED y que haya podido quedar clara la diferencia y el motivo de la confusión.

0 comentarios:

Publicar un comentario